Asunto nuestro

[foto de la noticia]

RAL DEL POZO

Dicen que la adulacin no se invent hasta la poca de Augusto. Los griegos eran muy dados a la declamacin y la exageracin cuando cantaban a sus hroes, pero fueron los poetas romanos los primeros que se acercaron al fondo de reptiles del Palatino. Luego surgieron los conde-duques y banqueros como mecenas y por ltimo hemos llegado a una poca en la que los ingenios viven del salario o del mamazo. Ahora, por ms que seas escritor de coba y lisonja, ni te untan ni te hacen embajador ni gobernador porque ya no los hay; al nico momio al que puedes aspirar es a beber y soplar en el Instituto Cervantes o a que te contraten en una tertulia, donde cada vez pagan menos y donde hay que ir con una de las navajas del bipartidismo en los dientes. Reconozcamos que siempre se ha escrito al servicio de alguien, sabindolo o ignorndolo, y siempre hubo dos maneras de hacer periodismo: o contando lo que sabes o vendindolo.

Hay quien cree que el iPad, las tabletas, el periodismo en la Red, son los soportes de una nueva edad de oro del periodismo, pero admiten que la metamorfosis de la galaxia ser costosa y arriesgada en esta recesin de sopistas, cuando los sueldos empiezan a ser una versin humanitaria de los trabajos forzados. Los periodistas de papel son una raza que se extingue, pero algunos estn dispuestos a desmontar patraas cuando, como vemos estos das, la mentira es un arma de destruccin masiva de la democracia, que cuenta adems con la complicidad de muchos fanticos partidarios.

ULISES

ULISES

Hoy el censor no est en el ministerio, sino entre la chusma annima y el populacho, como puede deducirse de los annimos e insultos. Afortunadamente quedan miles de lectores que compran el peridico y no caen en las fulleras de los que gobiernan para enmascarar los hechos con el himno rfico de la seguridad nacional que ahora denominan salida de la crisis.

Al periodismo lo pueden salvar los lectores y periodistas que estn convencidos de que las trampas y los sobornos de cualquier gobierno han de sacarse a la luz y tambin los vicios privados si se convierten en peligro pblico, siguiendo el primer mandamiento del Post: «Borracho en casa, asunto suyo. Borracho en los pasillos del Senado, asunto nuestro».

Lo que ms emocion a Ben Bradlee es lo que le dijo en un homenaje Meg Greenfield: "En mi opinin la cosa ms importante que Ben ha llevado a cabo... es que hizo que el Washington Post fuera peligroso para la gente del Gobierno". No por una estpida obsesin de contrapoder, sino por evitar que a la gente a la que encargamos nuestros ahorros y nuestras vidas confunda la razn de Estado con su culo.

Abnese a El Mundo en Orbyt

Descubra Orbyt

ORBYT, el primer quiosco digital multisoporte:

  • ORBYT, es una nueva forma de leer el peridico, un autntico quiosco digital al alcance de su mano donde se pueden encontrar todos los contenidos de EL MUNDO, MARCA, EXPANSIN, TELVA... con todos sus suplementos, revistas y ediciones.
  • Nuestras aplicaciones para iPad, iPhone, BlackBerry y dispositivos Android son innovadoras y cmodas que le permitirn la lectura de cualquier edicin.
  • Con Orbyt disfrutar de la mejor informacin donde y cuando usted quiera.
  • Bienvenido a Orbyt, bienvenido al primer quiosco digital multisoporte.

Aplicaciones para Otros dispositivos

iPhone

Disfrute en Orbyt desde tu iPhone!.
Descargue la aplicacin gratis.

iPad

Entre en Orbyt desde si iPad en cualquier momento y en cualquier lugar.
Aplicacin gratuta en Apple Store.

Blackberry

Orbyt ahora tambin le mantiene informado desde su Blackberry
Aplicacin gratuta en App Word.